Cómo Blanquear los Dientes con Bicarbonato

No hay muchas sustancias que puedan hacer lo que el bicarbonato de sodio hace. Este compuesto tiene múltiples usos. Algunos de ellos son exfoliar la piel, limpiar tuberías y blanquear los dientes. Es natural que te preguntes si el bicarbonato puede eliminar las manchas en los dientes.

Además, cómo se usa de la manera más efectiva. También es normal preguntarse si puede perjudicar la salud. A continuación, entenderás la forma en que el bicarbonato funciona. Y cómo obtener mejores resultados al blanquear los dientes sin efectos nocivos.

El Efecto del Bicarbonato en los Dientes

El bicarbonato de sodio es un compuesto presente en algunas pastas dentales. El hecho de que es abrasivo, es lo que le permite remover las manchas de los dientes. Toda pasta dental tiene elementos abrasivos, de otra forma, no sería efectiva para limpiar.

Cualquier sustancia abrasiva tiene el potencial de lesionar el esmalte de los dientes. Esto ocurre si es usada en exceso o de forma incorrecta.

el cepillo dental puede utilizarse para blanquear los dientes con la adición de bicarbonato

Si usas demasiada fuerza al cepillarte, no importa lo que estés usando, vas a lastimar el esmalte de los dientes. Es por esto que siempre hay que tomar las debidas precauciones.

El bicarbonato tiene un índice de abrasividad (RDA) de 7. El índice es bajo ya que muchas pastas comerciales poseen una abrasividad mayor de 100. Esto significa que el riesgo real de debilitar el esmalte con bicarbonato es bajo. Hay otros factores importantes como la concentración y la forma de cepillarse.

Además de su abrasividad, el bicarbonato posee otras propiedades. Como por ejemplo el pH, que puede ser utilizada para mantener una boca limpia. El pH del bicarbonato es alcalino, esto reduce el riesgo de condiciones causadas por un pH ácido.

Las bacterias en la boca necesitan un pH ácido para existir y multiplicarse. La presencia del bicarbonato inhibe el crecimiento de las bacterias. Lo cual contribuye a una mejor salud oral.

El video a continuación muestra una receta para crear tu propia pasta usando bicarbonato.

Técnicas Para Blanquear los Dientes

Hay muchas maneras para blanquear los dientes usando bicarbonato. Algunas son más fáciles de usar que otras, pero todas pueden ser de utilidad al ser usadas correctamente.

1. Bicarbonato con Agua

vaso de cristal con agua

Mezcla una cucharadita de bicarbonato con dos cucharaditas de agua en un vaso pequeño. Una vez todo esté bien mezclado, aplícala suavemente sobre los dientes con un cepillo. Deja la pasta sobre los dientes por aproximadamente dos minutos y enjuaga con agua. Haz esto dos o tres veces por semana.

2. Bicarbonato con Agua Oxigenada

El agua oxigenada es un agente blanqueador. Lo cual que puede ayudar a mantener tus dientes libres de manchas. Es normalmente utilizada para desinfectar heridas. Típicamente, se puede encontrar en las tiendas a una concentración de 3 %. Usar agua oxigenada a esta concentración es riesgoso.

Esto puede aumentar la sensibilidad en los dientes e irritar las encías. Lo ideal es llevarla a una concentración de 1.5 % antes de combinarla con el bicarbonato. Para solucionar este problema, diluye el agua oxigenada con agua en partes iguales.

Por ejemplo, por cada cucharadita de agua oxigenada utiliza una cucharadita de agua. Una vez diluida, mezcla dos cucharaditas de agua oxigenada con una de bicarbonato. Mezcla bien hasta crear una pasta. Cepilla tus dientes con cuidado utilizando la pasta. 

Deja la pasta sobre los dientes por uno o dos minutos y luego enjuaga. Puedes usar esta mezcla dos veces por semana, pero no más de eso.

3. Bicarbonato con Aceite de Coco

El aceite de coco es conocido por sus propiedades antibacterianas y antiinflamatorias. También puede ser utilizado con el bicarbonato para mantener tus dientes limpios. Simplemente, mezcla dos cucharadas de aceite de coco con ¼ de cucharadita de bicarbonato.

aceite de coco al lado de una taza de medir con bicarbonato

Usa esta mezcla como enjuagador bucal por 20 minutos y luego escúpela. Debes hacerlo preferiblemente en un zafacón o en el patio para evitar que se tape la tubería. Usa la mezcla como blanqueador de dientes de una a dos veces por semana.

4. Bicarbonato con Vinagre de Manzana

El vinagre de manzana es un desinfectante y limpiador efectivo. Lo que hace al vinagre tan útil es su ingrediente principal, ácido acético. El ácido acético elimina las bacterias con facilidad ayudando a mantener la boca limpia.

Es importante mencionar que este ácido también puede erosionar el esmalte de los dientes. Esto sucede cuando es usado con demasiada frecuencia o en alta concentración.

Para usarlo, combina tres partes de agua con una cuarta parte de vinagre de manzana. Luego, añade ¼ de cucharadita de bicarbonato a la mezcla y úsala como enjuague bucal por dos minutos.

Recuerda enjuagarte con agua cuando termines. Este método puede ser usado una vez por semana para minimizar el riesgo de dañar el esmalte.

El bicarbonato puede hacer una gran diferencia si deseas blanquear tus dientes. Debes tener en mente que tiene que ser usada con cuidado y no excesivamente. Pon en práctica las técnicas aprendidas aquí y verás como tus dientes pueden lucir mejor.